Al Pie de la Montaña

Desvelos de un tecolote loco

HOY 21 DE MARZO DE 2017 COMIENZA LA PRIMAVERA

IMG_3858.JPG

Equinoccio de primavera del 2004. Me gusta la palabra equinoccio, me remite al tibio ambiente de Chichen Itza, donde cada 6 meses la sombra del castillo de Ku Kul Kan se proyecta en el flanco de la escalinata con una exactitud geométrica, haciendo que las sombras ondulantes de cada plancha que conforman la gran pirámide luzca en el cuerpo de la culebra conformada en la cara norte. Hoy es el día oficial de la entrada de la primavera noche de 12 horas día de igual magnitud y mientras el sol realiza su periplo simétrico decido abrir la tapa de esta gran licuadora que es mi mente para buscar dentro y encontrar una mezcla de eventos bipolares conviviendo juntos.

Primera cavilación ¿Qué es el dolor?

El dolor es un habitante de nuestras catacumbas, dormido casi siempre pero listo a despertar con el menor pretexto, es un disidente de la estabilidad, un cismático del orden y muchas veces es un vil anarquista dispuesto a dinamitar esa tranquilidad viciosa de la cual no sabemos nada porque nos tiene apendejados. El dolor es una patada del alma que se ahoga en sus miserias.

La enfermedad es ni más ni menos que la representante ejecutiva del dolor, cualquier contrato, regalía, patrocinio, comisión o lo que sea favor de tratarlo con ella.

Bueno, pues dejando correr el abalorio de este rosario paso a decir que estoy en tratos con doña Enfermedad. Esta tipa es implacable, debo pagarle con insomnio, angustia, orina, sangre y siempre con dinero. ¡Maldita sea!

Segunda cavilación ¿Por qué existe siempre alguien que quiere comerse mi pan?

Cribo mis pensamientos, buscando sacar la paja de mis obsesiones y dejar el grano de la verdad y algo obtengo que me dice “Así es la vida”: El cachorro gordito empuja al flaquito y lo despoja de la teta, por eso esta gordo. El cachorro gordo crecerá, se reproducirá y morirá, el flaco se brincará dos etapas, o sea, llegará más rápido a su objetivo. ¿Para que sobrevivir entonces? Buena pregunta, la respuesta es esta: Hay que sobrevivir para amar, si no amas y no deseas amar, tienes dos soluciones: la barata y la cara, es decir un mecate que aguante tu peso o una mágnum 380. Si el silogismo es correcto entonces debo dejar que se coman mi pan.

¡Feliz inicio de primavera!

Anuncios

21 marzo 2017 Posted by | literatura, poesía, Reflexiones al pie de la montaña | , , , , , , , , , , | Deja un comentario

A LA MEMORIA DE DOÑA SOL

Imagen

<

A la memoria de Doña Sol.

Hoy encontré en la hendidura de la banqueta un hermoso y rozagante Diente de León, mecía su humilde tallo en el viento blandiendo su espesa melenita. Soplé sobre su corola y un enjambre de copos velluditos irrumpieron en el aire. Subían, bajaban, caracoleando en hipnótica danza.
Tu me enseñaste el truco, Madre mía, y yo hice lo mismo con mis hijas. Hoy mis nietos han aprendido el sortilegio.
Y yo que te creía difunta… ¡qué equivocado estaba!

</

 

 

14 mayo 2014 Posted by | Bitácora del día, literatura, Narrativa, poesía | , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

EL BRINDIS DEL BOHEMIO

Mi madre

Mi madre

EL BRINDIS DEL BOHEMIO

En torno de una mesa de cantina,
una noche de invierno,
regocijadamente departían
seis alegres bohemios.

Los ecos de sus risas escapaban
y de aquel barrio quieto
iban a interrumpir el imponente
y profundo silencio.

El humo de olorosos cigarillos
en espirales se elevaba al cielo,
simbolizando al resolverse en nada,
la vida de los sueños.

Pero en todos los labios había risas,
inspiración en todos los cerebros,
y, repartidas en la mesa, copas
pletóricas de ron, whisky o ajenjo.

Era curioso ver aquel conjunto,
aquel grupo bohemio,
del que brotaba la palabra chusca,
la que vierte veneno,
lo mismo que, melosa y delicada,
la música de un verso.

A cada nueva libación, las penas
hallábanse más lejos
del grupo, y nueva inspiración llegaba
a todos los cerebros,
con el idilio roto que venía
en alas del recuerdo.

Olvidaba decir que aquella noche,
aquel grupo bohemio
celebraba entre risas, libaciones,
chascarrillos y versos,
la agonía de un año que amarguras
dejó en todos los pechos,
y la llegada, consecuencia lógica,
del “feliz año nuevo” . . .

Una voz varonil dijo de pronto:
– las doce, compañeros;
digamos el “requiescat” por el año
que ha pasado a formar entre los muertos.
¡Brindemos por el año que comienza!
porque nos traiga ensueños;
porque no sea su equipaje un cúmulo
de amargos desconsuelos . . .

– Brindo, dijo otra voz, por la esperanza
que la vida nos lanza,
de vencer los rigores del destino,
por la esperanza, nuestra dulce amiga,
que las penas mitiga
y convierte en vergel nuestro camino.

Brindo porque ya hubiere a mi existencia
puesto fin con violencia
esgrimiendo en mi frente mi venganza;
si en mi cielo de tul limpio y divino
no alumbrara mi sino
una pálida estrella: Mi esperanza.

¡Bravo!, dijeron todos, inspirado
esta noche has estado
y hablaste bueno, breve y substancioso.
El turno es de Raúl; alce su copa
y brinde por . . . Europa,
ya que su extranjerismo es delicioso . …

Bebo y brindo, clamó el interpelado;
brindo por mi pasado,
que fue de luz, de amor y de alegría,
y en el que hubo mujeres seductoras
y frentes soñadoras
que se juntaron con la frente mía. . .

Brindo por el ayer que en la amargura
que hoy cubre de negrura
mi corazón, esparce sus consuelos
trayendo hasta mi mente las dulzuras
de goces, de ternuras,
de dichas, de deliquios, de desvelos.

-Yo brindo, dijo Juan, porque en mi mente
brote un torrente
de inspiración divina y seductora,
porque vibre en las cuerdas de mi lira
el verso que suspira,
que sonríe, que canta y que enamora.

Brindo porque mis versos cual saetas
lleguen hasta las grietas
formadas de metal y de granito,
del corazón de la mujer ingrata
que a desdenes me mata . . .
¡pero que tiene un cuerpo muy bonito!

Porque a su corazón llegue mi canto,
porque enjuguen mi llanto
sus manos que me causan embelesos;
porque con creces mi pasión me pague. ..
¡vamos!, porque me embriague
con el divino néctar de sus besos.

Siguió la tempestad de frases vanas,
de aquellas tan humanas
que hallan en todas partes acomodo,
y en cada frase de entusiasmo ardiente,
hubo ovación creciente,
y libaciones, y reir, y todo.

Se brindó por la patria, por las flores,
por los castos amores
que hacen un valladar de una ventana,
y por esas pasiones voluptuosas
que el fango del placer llena de rosas
y hacen de la mujer la cortesana.

Sólo faltaba un brindis, el de Arturo,
el del bohemio puro,
de noble corazón y gran cabeza;
aquel que sin ambages declaraba’
que sólo ambicionaba
robarle inspiración a la tristeza.

Por todos lados estrechado, alzó la copa
frente a la alegre tropa
desbordante de risa y de contento
los inundó en la luz de una mirada,
sacudió su melena alborotada
y dijo así, con inspirado acento:

-Brindo por la mujer, mas no por esa
en la que halláis consuelo en la tristeza,
rescoldo del placer ¡desventurados!;
no por esa que os brinda sus hechizos
cuando besáis sus rizos
artificiosamente perfumados.

Yo no brindo por ella, compañeros,
siento por esta vez no complaceros.
Brindo por la mujer, pero por una,
por la que me brindó sus embelesos
y me envolvió en sus besos;
por la mujer que me arrulló en la cuna.

Por la mujer que me enseñó de niño
lo que vale el cariño
exquisito, profundo y verdadero;
por la mujer que me arrulló en sus brazos
y que me dió en pedazos
uno por uno, el corazón entero.

¡Por mi madre!.. bohemios, por la anciana
que piensa en el mañana
como en algo muy dulce y muy deseado,
porque sueña tal vez que mi destino
me señala el camino
por el que volveré pronto a su lado.

Por la anciana adorada y bendecida,
por la que con su sangre me dió vida,
y ternura y cariño;
por la que fue la luz del alma mía;
y lloró de alegría
sintiendo mi cabeza en su corpiño.

Por esa brindo yo, dejad que llore,
que en lágrimas desflore
esta pena letal que me asesina;
dejad que brinde por mi madre ausente,
por la que llora y siente
que mi ausencia es un fuego que calcina.

Por la anciana infeliz que sufre y llora
y que del cielo implora
que vuelva yo muy pronto a estar con ella;
por mi madre bohemios, que es dulzura
vertida en mi amargura
y en esta noche de mi vida, estrella . ..

El bohemio calló; ningún acento
profanó el sentimiento
nacido del dolor y la ternura,
y pareció que sobre aquel ambiente
flotaba inmensamente
un poema de amor y de amargura.

Guillermo Aguirre Fierro (Mexicano)
El Paso, Texas 1915

12 julio 2013 Posted by | literatura, poesía | , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

ADIOS BOSQUE LA PASTORA

¡NO LO OLVIDES!
HEINEKEN, OXXO, CERVECERIA CUAUHTEMOC Y COCA COLA
DESPOJARON A TUS HIJOS Y A TUS NIETOS DEL BOSQUE LA PASTORA

 Destrucción el Bosque La Pastora los ECOCIDAS: HEINEKEN FEMSA

Destrucción del Bosque La Pastora los ECOCIDAS: HEINEKEN FEMSA

Requiem por La Pastora

Llegan las excavadoras,
feroces, luciendo sus colmillos.
Huyen lechuzas, conejos, armadillos
¡la amenaza es exterminadora!

Ya se oye la voz aduladora:
“es por tu bien” nos dice su estribillo
¡Cuidado! esconde un gran cuchillo
para quitarte tu bosque La Pastora.

Futbol y alcohol te ofrece el pillo
a cambio de tu tierra fecunda,
tu patrimonio directo al bolsillo
de la cervecera inmunda.
Ya soba sus manos el diablillo
contando su ganancia rotunda.
.
.
NO ES CIERTO QUE ESTOY LLORANDO

Estoy cansado, Señor,

me pesan los suspiros, me lastiman

mientras la lluvia escurre su letanía de lágrimas.

Quiero hablar, decir al menos una palabra,

cualquiera es buena para empezar,

decir desgracia o decir abuso

o decir me muero de soledad.

Tócame Señor,

dame tu pulso, que se muere el día;

dime que esta sangre que gotea en mi sopa

no es sangre mía,

que ésta epidemia de indolencia

no infecta mi carne, ni mi conciencia;

dime, Señor, dímelo pronto

porque escucho la motosierra del empresario

muy cerca del bosque que canta,

pero también muy cerca de mi garganta.

No es cierto Señor, no puede ser

¡cuánto lo siento!

Patrones que matan por dinero,

magnates que aplastan nuestros bosques

y nos dejan a cambio un estadio de futbol.

No es cierto que este llanto que muerde como fiera,

es sólo una lluvia pasajera.

Señor Marc Busain, nuevo Director de FEMSA HEINEKEN, si cree que vale la pena que los niños de Monterrey conserven su bosque La Pastora, detenga de inmediato este ecocidio


El estadio arrasó  el bosque

El estadio arrasó el bosque

CHECA AQUI MISMO: LA MARCHA DE LAS PREGUNTAS A HEINEKEN FEMSA

https://tecoloteloco.wordpress.com/2011/08/18/la-marcha-de-las-preguntas-a-femsa-heineken/

Te invito a visitar mi sitio de poesía LAS PLEYADES
http://jupiterrodeado.wordpress.com/

26 septiembre 2011 Posted by | Bitácora del día, Monterrey, poesía | , , , , , , , , , , | Deja un comentario

UN TRIBUTO A LA SENCILLEZ

La Flor del camino


La flor del camino

¡Que pura, Platero, y qué bella esta flor del camino! Pasan a su lado todos los tropeles—los toros, las cabras, los potros, los hombres, y ella, tan tierna y tan débil, sigue enhiesta, malva y fina, en su vallado solo, sin contaminarse de impureza alguna.

Cada día, cuando, al empezar la cuesta, tomamos el atajo, tú la has visto en su puesto verde. Ya tiene a su lado un pajarillo, que se levanta —¿por qué—? al acercarnos; o está llena, cual una breve copa, del agua clara de una nube de verano; ya consiente el robo de una abeja o el voluble adorno de una mariposa.

Esta flor vivirá pocos días, Platero, aunque su recuerdo podrá ser eterno. Será su vivir como un día de tu primavera, como una primavera de mi vida… ¿Qué le diera yo al otoño, Platero a cambio de esta flor divina, para que ella fuese, diariamente, el ejemplo sencillo y sin término de la nuestra?
PLATERO Y YO Juan Ramón Jiménez (1881-1959)

Te invito a visitar mi sitio de poesía LAS PLEYADES
http://jupiterrodeado.wordpress.com/

18 septiembre 2011 Posted by | poesía | , , , , , , | Deja un comentario

LA CREACION ESTA LLAMANDO. ¿LA ESCUCHAS?


LA MAYORIA DE LAS TOMAS REGISTRADAS EN ESTE VIDEO FUERON REALIZADAS DESDE HELICóPTEROS
Videos extraidos de la obra Planet Earth de la BBC de Londres, música de Brian Doerksen.

Te invito a visitar mi sitio de poesía LAS PLEYADES
http://jupiterrodeado.wordpress.com/

1 mayo 2011 Posted by | Bitácora del día, poesía | , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

¿COMO ESCRIBIR POESIA, PUBLICAR Y VENDER?

Atardecer camino a Poesía

Atardecer camino a Poesía


Antes que nada
consigue un lápiz afilado
escribir en laptop, no resulta
y menos aún, si es que pretendes
deslumbrar a la academia de los “ultras”
¿Papel? por supuesto
pero entiende: si poesía de altura tu pretendes
debes optar por la más singular de las libretas
una en la que el lápiz se deslice por si mismo.
Que cuando apoyes la punta de grafito
en sus hojas sorprendentes,
chispee la energía del universo,
esa fuerza cósmica que convoca a las musas.
Concurrirán a tu lado, entonces, las deidades
que arrobaron a Goethe y a Victor Hugo.
El cuaderno en cuestión no es muy barato,
conseguirlo no es fácil actualmente,
pero si quieres poemas destellantes
conseguir debes un Moleskine de páginas albinas.
En el paso siguiente es primordial
seguir a pié juntillas mi consejo:
¡Un iPod! ¡Por Dios!
Indispensable para esperar la llegada de las musas;
en él debes tener grabado por palabras
el diccionario de la Real Academia de la Lengua,
bueno, si gustas comprimirlo un poco
graba solamente la mitad,
pero ¡ojo! que sean palabras hechiceras todas
¡que vuelen! ¡qué dancen en la aurora!

Mientras llegan las deidades del olimpo,
escucha tus palabras, una a una, sin orden
es como la pesca de la trucha, se lanza el anzuelo cebado y se espera.
Cuando prenda la palabra fantástica que buscas,
sácala de un tirón y escríbela… el lápiz seguirá
danzando sin parar sobre la página de tu Moleskine.

Y así hasta la siguiente palabra… o musa.

SI TIENES DUDAS, déjame un comentario

Te invito a visitar mi sitio de poesía LAS PLEYADES
http://jupiterrodeado.wordpress.com/

31 marzo 2011 Posted by | literatura, Narrativa, poesía | , , , , , , | Deja un comentario

Es por demás,

no quiero escuchar quejas
ni aullidos, ni llanto.
Está claro:
solo nos interesa el canto,
en la regadera o en el camposanto.

El gobierno y sus secuaces
apestan a podredumbre.
Con Futbol y con cerveza
nos la hicieron ya costumbre.

Todos los días por los medios

Mi General Verdugo

lo vemos: ¡nos exterminan!
¿y el gobierno? ¿nos defiende?
“Hasta la pregunta ofende”
Contestaría Calderón
para añadir un montón
de pretextos pa mandar
a su ejercito a matar
lo que queda de la gente.

Así cada día el terror se acerca más a tu casa.

Pues resulta que al vecino
lo mataron por “error”,

“por algo habrá sido”
me dice por lo bajo Chuy,
la del piso de abajo.

¡Ah! Doña Chuchita como será asté enredosa,
fue un fuego colateral,
ya lo dijo el principal
cuando viajó con su esposa
a la mera capital
de los iunaited esteits.

Nuestro ejercito glorioso
se entrena para el combate
disparando a discreción
a la población civil,
pa juntar cincuenta mil.

14 marzo 2011 Posted by | antipoesía, literatura, poesía | , , , , , , , , , | Deja un comentario

EN MEMORIA DE LOS ENTRISTECIDOS

Que de una vez se vayan, que se mueran
Jaime Sabines

Los entristecidos son reloj descompuesto
que nos mira con la torcedura de las manecillas.
Los entristecidos son una secta que nunca se reúne a llorar.
No se quejan porque ya para que.

Serían una lágrima que llora otra lágrima.
En su mirada y en sus gestos
está el movimiento sutil de un río.
Existen en el juego de palabras y en su violencia:
no muestras tus lágrimas a este mundo idiota;
llora en las calles oscuras de Tuxtla
cuando la canción de Cohen y Dylan sea un mero recuerdo;
llora en el pecho de una camisa sin cuerpo;
llora en la hora en que todos están dormidos y el iris
del sol comienza a meterse a través del cristal roto.

Los entristecidos toman mucho licor
porque es una manera de gemir hacia las entrañas,
una manera de entretener al félido que de otra modo saltaría,
apesadumbrado,
Al cuello del sobrevivir.
Así son los entristecidos,
Así mueren.
Si les pedimos que no más llanto, ellos responderán:
la higuera del patio tiene una rama quebrada;
hoy no tengo ganas de levantarme;
las casa crecen como vegetación sobre la vegetación;
me da miedo atravesar las avenidas;
en la tarde amanecí con el cuello torcido.

Saben que lo sin remedio es un amor por ganar,
que del pozo estéril salen cubos desbordados de rock melancólico,
que en la pústula interna hay diminutas flores,
que del nudo en la garganta puede brotar un brazo.
En fin…

Los entristecidos saben que a la soledad llega siempre un beso,
un grito,
una palabra más triste,
un vaso de vino amoroso,
un poema arrancado al suicidio,
una mano que nos acomoda el cabello.

(De entre los animales que medran en los entristecidos, el león tiene un sitio predominante. Este carnívoro ofrece un silencio y un llanto tan potentes como la voz. A decir verdad, a los entristecidos no les interesa su voz; solo retoman el mutismo y la forma de gemir de los leones. Respecto a la nauyaca no hay duda alguna, sobre todo en el caso de la especie te amo, serpiente que tiene vocación de sepulturero.)

Los entristecidos llevan un león en el lugar del alma
y una nauyaca en el sitio de la querencia.
Los entristecidos quieren terriblemente
y lloran como leones silenciosos.
Su hora preferida comienza en la madrugada:
Merodean sobre las tejas,
en el sueño del prójimo;
se contorsionan en la oscuridad vegetal,
se muerden a sí mismos en el callejón,
cambian de piel en los hospitales.
No se les arranca ninguna protesta autoritaria;
pocos saben de se existencia.
Cofradía líquida.

Los oyen bailar en un segundo piso
y los toman por alegres, por ruidosos,
aves de escandaloso aleteo.
Si supieran, si observaran
la manera del vocerío y las vueltas del baile,
los movimientos de la víbora y las patas llagadas del félido;
si pudieran escuchar
por una rendija las palabras que profieren.
Esto sólo es dado a otros entristecidos.
Y otros entristecidos, al escuchar la fiesta del llanto, abren
botellas en sus casas,
se desvisten el cansancio y permiten
que el aroma del limonero entre al cuarto de música.

Los entristecidos no conciben la belleza sin cicatriz,
como el presente que es también futuro,
como la caricia que es un poco tierno picotazo,
como una mano con las uñas mordidas.
Los entristecidos aman
el poema dolorido,
las arañas de la película,
los recados en la pared;
aman el trazo torpe,
la picazón del pasto,
las ramas vencidas de los árboles.

Mucho hace con seguir subiéndose en los camiones,
leyendo literatura perfecta,
mucho hace con ir de compras
y habitar casas de concreto,
mucho hacen con quitarse los zapatos al amanecer,
amándose desnudos.
Mucho, en realidad, hacen.

Pero hay un asunto sobre el que no existe duda:
los entristecidos son los perfectos amorosos.

Guillermo Samperio.

Te invito a visitar mi sitio de poesía LAS PLEYADES
http://jupiterrodeado.wordpress.com/

22 diciembre 2010 Posted by | poesía | , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

MI INTIMIDAD FUE VIOLADA

Desdibujo la orfandad que me supongo.
Se que soy sólo un mítico utópico
que canta cuando la noche asoma su luna cacariza.
Por eso no salgo al balcón de la física cuántica:
hay hadrones merodeando.
Prefiero, en todo caso, mi café temprano,
sin azucar… amargo,
y este caos que cargo en mi costal:
mi perro verbo
y mi adjetivo gato.
.
Mi intimidad fue violada:
cartas, emails y anuncios me atacaron en tumulto,
ansiaban endilgarme su “ahorra” vil
en mi “ahora” inmaculado.
Caminé así siete lenguas
con la piedra metida en el zapato
¿ahora?
. ¿ahorra?
¿ahora?
. ¿ahorra?
.
No esclarecí nada.
Recorrí luego trecemilquinientasochentaynueve micras
y ¿qué encontré?
.
Mi tumba…
todavía desocupada.

22 noviembre 2010 Posted by | poesía | , , , , , | Deja un comentario